Compensación de la huella de carbono de tu viaje en avión

10 MIN READ

>
Home>Recursos>Guides>Compensación de la huella de carbono de tu viaje en avión

Cómo compensar la huella de carbono de tu viaje en avión: preguntas y respuestas

Puesto que las emisiones de los viajes en avión ascienden a alrededor de 234 kg de CO₂ por pasajero en un vuelo de 2,5 horas, no es de extrañar que en los últimos años la gente busque cada vez más alternativas de viaje sostenibles. Sin embargo, no se trata solo de señalar a las aerolíneas por el impacto ambiental: tanto las aerolíneas como los viajeros deben asumir la responsabilidad de sus emisiones de gases de efecto invernadero.

Si bien la opción más sostenible sería reducir las emisiones de dióxido de carbono por completo, o no coger el avión en absoluto, eso no suele ser posible. ¿Así que cómo pueden quienes viajan por negocios tomar decisiones más sostenibles y ayudar a combatir el cambio climático? Una gran opción es esmerarse por hacer un viaje aéreo neutro en huella de carbono gracias a los programas de compensación del carbono. Sigue leyendo para descubrir qué es la compensación del carbono y cómo puedes comprar compensaciones de carbono.

¿Qué son las compensaciones de carbono y cómo funcionan?

«Compensaciones de carbono» es el término utilizado para describir la posibilidad que muchas organizaciones ofrecen hoy en día a los clientes de pagar para compensar la huella de carbono de sus vuelos. Funcionan de la siguiente forma: cuando haces una contribución a una organización (generalmente) sin ánimo de lucro, tu donación se utiliza para reducir esa producción de carbono en otro lugar. El objetivo tras esto es que la cantidad total de carbono producido al final no aumente.

El primer paso en este proceso es calcular la cantidad de CO₂ producida por el vuelo que coges, para que luego puedas hacer una contribución por la cantidad que necesiten distintas organizaciones para evitar generar ese CO₂ en otro lugar. Las contribuciones normalmente se destinan a proyectos relacionados con la conservación de bosques, la silvicultura, la ayuda a las comunidades locales o los proyectos de energía renovable.

¿Cómo puedo comprar compensaciones de carbono?

Hay diferentes formas de comprar créditos para compensar tu huella de carbono al volar:

  • Cómpralas a las propias aerolíneas: si las ofrecen. Esta opción suelen darlas muchas aerolíneas en el momento de reservar los billetes. Además, en esta guía ofrecemos una lista de algunos de los mejores programas de compensación de carbono de las aerolíneas.
  • GreenPerk: la forma de comprar compensaciones de carbono de forma cómoda que recomendamos es GreenPerk, el programa de compensación del carbono de TravelPerk. Nuestra herramienta facilita los viajes de negocios sin emisiones de carbono, lo que te permite compensar las emisiones de CO₂ no solo de los viajes aéreos, sino también de los viajes en tren, los hoteles y cualquier otro servicio que reserves en la plataforma de TravelPerk.
  • Hazlo tú: también puedes optar por comprar las compensaciones de carbono directamente a una organización que las ofrezca. Esta es una forma estupenda de que los viajeros y las empresas puedan elegir exactamente a qué proyecto destinar su dinero. Si eliges compensar tus emisiones por tu cuenta, necesitarás una buena calculadora de carbono y mucho tiempo.

Hablemos de las organizaciones que ofrecen compensaciones de emisiones de carbono. Como no hay regulaciones estándar sobre este tema, es importante que prestes mucha atención e investigues para asegurarte de que estás apoyando un programa de fiar. Algunas de las organizaciones certificadoras más reconocidas son Gold Standard (fundada por WWF), American Carbon Registry y Climate Action Reserve.

Hay muchos programas que venden créditos de compensación de carbono, pero estos son algunos de los más populares: Aither, Terrapass (EE. UU.), Atmosfair (Alemania), MyClimate (Suiza) y Climate Care (Reino Unido).

La mayoría son organizaciones sin ánimo de lucro, pero no todas. Cabe señalar que algunas organizaciones pueden sacar hasta un 20 % de beneficio de la cantidad que paga el cliente.

¿Cómo se calculan las emisiones de carbono por vuelo?

A menudo, la gente se sorprende al darse cuenta de que no hay ningún número correcto para cuantificar las emisiones generadas por sus vuelos. Hay muchas calculadoras que se pueden usar en línea para calcular las emisiones de carbono generadas por los vuelos, desde las más básicas hasta las más complejas. La cantidad total depende de muchos factores que se pueden tener en cuenta, incluidos:

  • cantidad de kilómetros recorridos
  • ruta
  • altitud
  • tipo de aeronave
  • clase en la que vuelas (la clase «business» y la primera clase generan muchas más emisiones que la clase turista)
  • cantidad de pasajeros
  • ocupación
  • escalas

Las calculadoras más completas tienen en cuenta todos estos factores para darte un número que se acerque todo lo posible a la cifra real. Sin embargo, es casi imposible calcular la cantidad exacta, ya que no se tienen en cuenta todos los factores. Para obtener el número exacto, también tendrías que considerar el tiempo del taxi, el peso exacto y la cantidad exacta de combustible consumido.

¿Por qué los viajeros deberían comprar compensaciones de carbono?

Si no puedes evitar coger un avión que generará una media de 90 kg de CO₂ por hora, lo segundo que puedes hacer es compensar la cantidad generada contribuyendo a los programas de compensación de carbono. Seamos sinceros: no todas las reuniones de negocios pueden ser una videollamada. Si necesitas coger un vuelo para tratar algún asunto en persona, asegúrate de pensar en el medioambiente también.

Sin embargo, eso no es todo: estas son también algunas de las grandes razones por las que todas las empresas con empleados que vuelan por negocios deberían considerar comprar compensaciones de carbono:

  • Contribuyen a reducir de forma general las emisiones de carbono de la empresa, algo que será un requisito que cada vez más gobiernos establecerán.
  • Te permiten lograr la neutralidad en carbono, algo que los clientes tienen cada vez más en cuenta a la hora de comprar a una empresa.
  • Pueden ser un gasto fiscal deducible (más información en la última sección de esta guía).

¿Cuánto cuestan las compensaciones de carbono?

Esta es una muy buena pregunta, pero la respuesta no es sencilla. La verdad es que el precio varía mucho dependiendo de la organización elegida. La forma más común de fijar el precio de la compensación de carbono es mediante créditos, cada uno de los cuales equivale a la compensación de una tonelada de CO₂.

De media, la tarifa por cada 1000 millas (unos 1600 km) varía entre 0,34 $ y 8,45 $, dependiendo del programa de compensación del carbono seleccionado, de la clase de vuelo y de otros factores.

Si utilizas GreenPerk, el programa de compensación de carbono de TravelPerk, compensar el 100 % de todas las emisiones de carbono generadas cuesta en torno al 0,5 % del precio total de un viaje. Cobramos un precio fijo de 5 € por tonelada de CO₂.

Ejemplos de aerolíneas que compensan el carbono de sus vuelos

Como los clientes han ido demandando cada vez más esta opción en los últimos años, la mayoría de las aerolíneas hoy ofrecen un programa de compensación de carbono. La posibilidad de compensar las emisiones del vuelo suele darse durante el proceso de reserva del vuelo, cuando el cliente puede ver un cálculo de las emisiones de carbono que generará el vuelo, y se le ofrece una opción de pago para compensarlas.

Estos son solo algunos de los programas y aerolíneas más populares:

  • Qantas: programa Future Planet. Los pasajeros pueden obtener puntos de viajero frecuente cuando compran compensaciones de carbono. Qantas afirma ser uno de los mayores compensadores de carbono desde 2007. En un vuelo de ida y vuelta entre Los Ángeles y Sídney, cuesta unos 25 $ compensar las emisiones. Qantas iguala todas las contribuciones de los pasajeros, por lo que no cabe duda de que es una gran iniciativa.
  • Delta: la primera aerolínea estadounidense en ofrecer este tipo de programas desde 2007.
  • United: con su programa Eco-Skies CarbonChoice en colaboración con Conservation International. Las compensaciones de carbono adquiridas se utilizan para financiar proyectos diseñados para ayudar a reducir los gases de efecto invernadero y proporcionar beneficios sociales y económicos a comunidades en todo el mundo.
  • Cathay Pacific: ofrece el programa Fly Greener. La aerolínea cobra alrededor de 19,27 HKD para compensar las emisiones de carbono generadas en un viaje de ida y vuelta de Nueva York a Hong Kong.
  • KLM: su programa CO2ZERO financia un proyecto que promueve la reforestación en Panamá.
  • China Airlines: también ofrece la opción de contribuir a reducir el carbono. Un vuelo de ida y vuelta entre Nueva York y Taipéi se puede compensar por alrededor de 19,48 $.
  • Lufthansa: se ha asociado con Myclimate para donar contribuciones a proyectos de protección climática de calidad. Un viaje de ida y vuelta entre Nueva York y Fráncfort se puede compensar por 17 $.

¿Cómo podemos determinar qué programas son legítimos?

Es difícil para los consumidores identificar qué programas son legítimos porque no hay una regulación clara. Está claro que se necesita tiempo y dinero para que una empresa decida qué organización quiere financiar.

Una buena idea es fijarse en las organizaciones de protección medioambiental fiables y los proyectos a los que se asocian o que recomiendan. Algunos ejemplos son Gold Standard, apoyado por WWF, o Carbon Standard, el programa voluntario de gases de efecto invernadero que más se usa en el mundo. En cualquier caso, al elegir un programa es importante asegurarse de que es real y medible, de que se ha verificado, de que es permanente, y de que no habría tenido lugar sin la contribución de los créditos de compensación.

Cuando optas por compensar tus emisiones con GreenPerk, puedes confiar en que seleccionamos los proyectos de compensación del carbono que cuentan por completo con certificaciones que cumplen los más altos estándares de organismos globales, incluidas las Naciones Unidas.

¿Las compensaciones de carbono son deducibles?

No siempre. Como aún no existen normas específicas al respecto, se aplican normas generales. También varían de un país a otro, así que asegúrate de consultar las normas de tu propio país.

En EE. UU., las compensaciones de carbono pueden ser deducibles si estás apoyando un proyecto que está registrado como una organización sin ánimo de lucro 501(c) (3) y la cantidad se considera una donación.

Esperamos que esta guía te haya ayudado a entender cómo puedes compensar tus emisiones de CO₂ de los viajes aéreos y cómo funciona la compensación del carbono. Si quieres comenzar a reducir tus emisiones totales de carbono y dar el siguiente paso para lograr la neutralidad en carbono, ¡podemos ayudarte! Haz clic aquí para obtener más información sobre GreenPerk, el programa de viajes de negocios de TravelPerk que no genera emisiones de carbono y que te permite compensar las emisiones de CO₂ de todo lo que reserves, ya sean vuelos, hoteles, trenes o automóviles.